email: droygs@hotmail.com
Teléfono: 997499121
Nextel: 99405*2318
   Inicio      Septoplastia

SEPTOPLASTIA

Cirugía cuyo objetivo es corregir la desviación del tabique nasal, dándole su forma y posición normal. Esta técnica actúa exclusivamente sobre el septum nasal, bien a nivel del cartílago, del hueso, o sobre ambos; reponiendo el material cartilaginoso u óseo desviado, pero sin modificar la apariencia externa de la nariz.

Se realiza por dentro de los orificios nasales, no deja cicatrices y mantiene intactas las estructuras externas de la misma.

Esta cirugía es electiva, esto quiere decir que el paciente debe evaluar los riesgos y beneficios de una intervención quirúrgica con el consejo médico del Otorrinolaringólogo a la hora de tomar una decisión. La finalidad de la cirugía es mejorar la calidad de vida que se encuentra deteriorada, ya que el paciente respira mal por la nariz.

 
 
 

La Septoplastia se realiza en un quirófano, con anestesia general y el paciente requerirá de un día de hospitalización, así como llevar un taponamiento nasal con materiales de algodón en ambos lados de la nariz, para evitar el sangrado. El material se retira generalmente una vez que han transcurrido entre 24 y 36 horas después de la cirugía.

Siempre que el médico Otorrinolaringólogo lo estime oportuno y que sean necesarias, existen una serie de intervenciones quirúrgicas que se pueden realizar asociadas a la septoplastia, como son:

 

·      Poliposis nasal. Se solucionará mediante Polipeptomía y Etmoidectomía.

·    Sinusitis crónica. Se solucionará mediante Cirugía endoscópica de senos paranasales.

·   Hipertrofia de cornetes nasales inferiores. Se aplicará el Procedimiento por radiofrecuencia inducida de cornetes

·     Relajación y alargamiento excesivo del paladar blando.Se solucionará mediante el Procedimiento por Radiofrecuencia Inducida de paladar blando.

· Hipertrofia amígdalar. Se solucionará mediante el Procedimiento por radiofrecuencia inducida amígdalar.

SEPTORRINOPLASTIA. Si la desviación del tabique nasal va acompañada de una nariz de apariencia externa torcida, giba nasal prominente, punta ancha, nariz ancha, etc.; se puede realizar, siempre que el paciente lo desee, la combinación de una cirugía de Septoplastia y una Rinoplastia estética.
La combinación de ambas cirugías logra corregir al mismo tiempo la desviación del tabique nasal y modificar la apariencia externa de la nariz.